martes, 9 de enero de 2007

Sin nada que decir...

(Foto de Jeanne Wells)

Grito desolada desde el fondo de la ausencia, desde el dolor del recuerdo, desde la agonía del vacío. Grito desde la muerte y suplico la paz de los cementerios. Grito silencios. El año comienza, la pesadilla no acaba.Todo ha cambiado. Todo, menos yo.


Belle en la sombra ©

13 comentarios:

Rafa dijo...

Me alegra saber de ti después de buscarte un sinfín de madrugadas, aunque me duelen las palabras que dices.
Todos los besos de los colores más cálidos, querida Belle.
Rafa

ideas dijo...

Dicen que todo tiene que cambiar para que nada cambie... o quiza todo cambia aunque no lo haga aparentemente


un abrazo

Lucía aprendiz dijo...

Belle:
Aunque no me conoces y jamás has oido de mi, yo he leido todo de tí, y me alegré mucho hoy de ver actualizado tu blog, después de tanto tiempo.
Sé que estás triste, no hay palabras de consuelo, lo sé y lo siento, sólo quiero pedirte que no te pierdas, porque leerte para mi, es un placer.

Cuervo dijo...

La única constante es el cambio, recuerda que el movimiento esta constituido por pequeños trocitos de inmovilidad.

Saludos

jeanne wells dijo...

thank you, Belle, for enjoying my work!

lukas dijo...

Me gustaría saber qué te ha pasado, qué dolor escondes, qué hechos han sucedido que con tanto pudor no revelas, y está bien, pero nosotros queremos saber algo más, nosotros que te queremos. ESpero que escribas más, espero que me escribas, querida Belle. He pensado mucho en tí. Por qué no vuelves al Bosque? Besos.

Espuma dijo...

Échale agua a esas flores,
haz que se pongan lozanas
que ese jarrón sin colores
se colme de filigranas.
Quítate ya la amargura,
asómate a las ventanas,
que esa congoja se cura
si le pones muchas ganas;
la abadesa sin mesura,
¿aún recuerdas sus jaranas?
la abadesa está afligida
ya de dolor peina canas,
la abadesa está sin vida
por tu plante de semanas
que en meses convertidas
quedaron yermas, lejanas.
El Andurrial y sus bridas,
sin abadesa… ni hermanas,
tiene sus tapias heridas
y no tañen las campanas;
Sisebuta está abatida
Segismunda sin peanas
¡Necesitamos movida
de hábitos y sotanas!

Vuelve pronto De La Luna.
que sin ti nos falta Una.

:-(

un besito.

Rafael dijo...

Me gustaría que me escribieras y habláramos. De veras.
Un beso, nadie merece sufrir, y menos tú.

Sugarbutter dijo...

Thanks, Belle, for your photos.

Gore dijo...

Me alegro de que hallas vuelto y también de leerte. Pero hago votos para que tus palabras sean sólo literatura y no realidad.
Yo estoy a mitad de camino.
Te deseo lo mejor. un abrazo.

Anónimo dijo...

Octavía, preciosa... Te mando un beso con todo el cariño. En marzo me mudo a Almería y me gustaría MUCHO invitarte a unas tapitas, porfi escribeme: firmet@yahoo.es

Espero que estés bien, de corazón.
Comella

Lau dijo...

ola belle, saludos de nuevo. Me ha sorprendido tanto que pasaras por el blog... vaya, cuánto tiempo... fuiste el primer blog que visité, el primero que agregué a mis favoritos, el primero del que guardé escritos en mis documentos. El primero, cuando aún no entendía bien qué era eso de los blog. Mucho antes de haber decidido hacerme uno.
Sólo eso, decirte que que escribas o no es importante para mi.
Un abrazo

white dijo...

Como todos, me alegra verte de nuevo y aunque vestida de oscuros colores, lo importante es que la luz del sol ilumine tu rostro pálido, pronto el calor de los rayos de los que te queremos calentarán tu corazón. Un besito y mucha suerte en tu caminar, pasito a paso, no hace falta correr.